Polos de mango y coco





Hace ya algun tiempo que tenía unas ganas tremendas de publicar post sobre polos

Echando un vistazo atrás solo tenía publicado un post de polos, el de los polos de fresa, la receta que escogí la primera vez que participé el el reto del Asaltablogs

La verdad es que me encanta hacer polos caseros 

Y no es una afición de ahora, sino que desde que era una niña siempre ha habido en casa esa buena y sana costumbre de preparar polos en moldes y meterlos al congelador


Hacer polos es muy divertido y los podemos hacer de casi todo lo que se nos ocurra

Si nos decidimos por hacerlos de fruta natural nos estaremos beneficiando al mismo tiempo de todas sus propieades y cantidad de vitaminas

No hay nada más refrescante  que disfrutar de un rico polo y si lo has hecho tu mismo la satisfacción es aun mayor

A la hora de elegir el tipo de fruta para preparar estos ricos helados de paleta me suelo inclinar por las frutas tropicales y de verano 






Las frutas tropicales son una debilidad para mi

Me recuerdan esa sensación de días de calor y mucho sol que tanto me gustan

De todas ellas si me diesen a escoger, me quedo con el mango, de pulpa y textura muy densa y de intenso sabor

Así que mango y coco es la opción perfecta para hacer unos polos caseros divinos, naturales y sobre todo muy fáciles de preparar, solo tenemos que contar con unos moldes para polos y unos palitos y dedicar unos minutos a preparlos



Ingredientes:

Para 6 polos
  • 1 mango
  • 50 ml leche de coco
  • 1 yogur griego


Elaboración:

  • Pelar y cortar en mango en cuadraditos y triturar en la batidora de vaso o robot añadiendo un chorrito de agua
  • Rellenar el fondo de los moldes y meter al congelador y reservar lo que nos sobra para cubrir la última capa
  • En un bol mezclamos con la ayuda de un varilla la leche de coco con el yogur 
  • Pasados unos 20-25 minutos rellenamos los moldes y esperamos otros 25 minutos a que asiente la mezcla
  • Rellenar hasta completar cada molde con el resto del mango triturado

Pasado un rato introducimos  palito en cada molde y dejamos cogelar al menos 6h

Para desmoldar poner debajo del grifo unos segundos






Estos polos están buenísimos, no hay nada más refrescante en verano que un rico polo casero

A mi personalmente me gusta disfrutar de su sabor natural sin añadir azúcar, pero si teneis pequeños en casa y quereis que estén más dulces podeis añadir unas cucharaditas de azúcar al yogur

Si los queremos hacer mas ligeros solo tenemos que escoger un yogur bajo en grasa y endulzar con stevia