Vasitos de queso fresco con mermelada y galleta


Hace mucho tiempo ya que tenia muchas ganas de crear una entrada con vasitos

Los vasitos son muy apropiados a la hora de presentar cualquier idea que se nos ocurra ya que son muy bonitos y darán vida y color a nuestra mesa

Estos vasitos con queso fresco batido y mermelada son ideales para cualquier ocasión, en especial en los días más cálidos que nos esperan en los próximos meses, ya que son muy refrescantes y no necesitamos encender el horno para prepararlos





 Y es que cuando se acerca el verano siempre buscamos soluciones sencillas y rápidas

Además, esta idea de hacerlos con queso fresco batido aligera muchisimo la receta y podemos permitirnos repetir si apetece más de uno

Puedo aseguraros que en casa cuando los hago no duran mucho, la verdad es que están buenísimos y gustan a todos, pequeños y mayores






Esta es una receta muy versátil que podemos preparar de muchas maneras eligiendo diferentes tipos de mermelada

Así conseguiremos darle un sabor diferente cada vez que la preparemos

Y la cobinación con galleta hace que sea super crujiente

Por lo general a mi me gusta cualquier tipo de mermelada, todas están para chuparse los dedos, pero me suelo inclinar un poco más por las mermeladas de frutos rojos

Ya sean frambuesas, fresas, arándanos, moras, grosellas..... cualquier mermelada preparada con frutos rojos está deliciosa 





Pero en esta ocasión, para esta entrada no contaba con ningun tipo de mermelada de frutos rojos, así que decidí hacerla con mermelada de higos

La mermelada de higos es uno de los productos que suelo incluír  en mi cesta de la compra por su intenso sabor y por las pepitas

Me encanta saborear cada bocado......muy muy sabroso sin duda!






Para hacerlos necesitaremos:

  • Una tarrina de queso fresco batido 
  • Un bote de mermelada de higos
  • Unas 10 galletas tipo María 


Elaboración: 
  • Rellenar el fondo de cada vasito con  mermelada
  • A continuación cubrir con queso fresco batido
  • Por último triturar las galletas con la ayuda del robot de cocina o machacarlas envueltas en un trapo y poner un puñado en cada vasito




Preparlos es muy sencillo, apenas unos minutos y tendremos listos nuestros deliciosos y vistosos vasitos